CANTARES PARA ACOMPAÑAR CON LA PANDERETA


{youtube}FIUCrJ3ymww|250|190{/youtube}

LETRA:

Las habaneras se bailan
en una sala decente,
con una chiquilla rubia
que tenga de 15 a 20.
Y aunque tenga 24,
y aunque tenga 32,
las habaneras se bailan,
las bailaremos los dos.

Me dices que tienes otra,
no me da pena maldita,
que la mancha de la mora,
con otra verde se quita,
Y habaneras, habaneras,
habaneras del amor,
las habaneras se bailan,
las bailaremos los dos.

Una vieja tiró un pedo
en la tapa de una olla
y salieron los garbanzos
pidiendo misericordia.

La criada le dice al cura
atízame la puchera
y él lo entendió mal
y atizó a la cocinera.

Camino de San Cipriano
iba un pobre y una pobra
Cuando el viejo se cansaba
montaba encima de la pobra
y la pobra le decía
Si quieres pobrar, pobra.

Una vieja en un corral
tiró un pedo y mató un burru
pa que digan que las viejas
no tenemos fuerza en el culu.

El día que nació Rosa
oí decir a su madre
“eres el vivo retrato
que un amigo de tu padre”.

Para qué quieres el pelo si no lo sabes peinar,
para qué quieres amores si no los sabes amar.
Mírame con esos ojitos negros
mírame y verás lo que te quiero.
Que bien parece la tela arrimaduca a la pana,
mejor parece un hermanu bailando con una hermana.
Qué oscurita está la tarde, parece que va a llover,
así estaba la mañana que yo te empecé a querer.

Ojos negros matadores, ¿cómo no os confesáis?
Con los crímenes que “hais” hecho, corazones que robáis.
Cuatro copas tiene el árbol, no puedo subir arriba
pa coger una naranja para el dueño de mi vida.
Los ojos de la cara son para verte
el corazón y el alma para quererte.
Dicen que si te quiero pierdo la vida,
la pierdo por quererte, va bien perdida.

Una mujer y una chona
se pusieron a correr.
A correr, gano la chona
y a chona, la mujer.

Los mozucos de mi pueblo
son todos ellos unos pillos.
Se suben la camiseta
y se bajan los calzoncillos.

Mi marido riñe y riñe.
Dice que no sé guisar.
Sólo quiere el conejo
y pasa de lo demás.

La mujer tuya y la mía
fueron a la romería.
La tuya vino borracha
y la mía no se tenía.

Me casé con una tonta
por dar gusto a mis parientes.
Los parientes en su casa
y yo con la tonta siempre.