A LA GALLIBARDA




A La Gallibarda:

Se hacen los hoyos en círculo a una distancia de dos metros entre ellos.
Se juega con un palogallibardda pequeño con punta en los dos extremos, llamado gallibarda o bita y otro de un metro aproximadamente que termina en cuña y que sirve para golpear y hozar.
El que se la queda, llamado gallibardero, lanza el palo pequeño al jugador que tiene a su derecha y éste lo golpea para alejarlo lo más posible.
El gallibardero tiene que ir a recoger la bita y, mientras vuelve, los demás jugadores arrancan tapines junto al hoyo del que se la queda y los llevan al propio.
Cuando se termina el juego el que menos tierra tiene pierde y se tiene que poner a gatas y sobre su espalda lleva todos los tapines arrancados.
Con los que se le caen al recorrer una distancia pactada los demás le golpean el culo.
Al terminar el juego tapan los hoyos con los tapines.