La Danza de Cintas

Es una danza, que gira en torno a un gran palo del que cuelgan entre seis y doce cintas. Los danzantes hacen piruetas y difíciles entrelazados a su alrededor. Dependiendo de la zona, cambia la melodía y el ritmo del tambor. interpretado con requinto, silbu o dulzaina. Al igual que la mayoría de danzas ibéricas, antiguamente es representada sólo por hombres, aunque hace años que también son mujeres las danzantes.