Haz tu pedido en: https://enekadistribuciones.blogspot.com.es
Eneka Distribuciones - Comercializadora Oficial de El Candelario

 

Las Jilas

“Jilas” es el nombre que reciben en la mayoría los pueblos de Cantabria, las reuniones al calor de los fogones y bajo la luz del candil para hacer la labor de reducir a hilo, la lana y el lino. Las jilas (hilas en Polaciones), son el equivalente a los filandones asturianos, las fiadas gallegas, los hilorios burgaleses, los hilanderos madrileños y de tantas y tantas asambleas vecinales en las que, armadas del huso y la rueca, hilaron las mujeres, los tejidos que luego serían su sencilla vestimenta. En las jilas de antaño, se aprovechaba para entablar conversación, recordar tiempos pasados, comentar todos los “asuntos” del pueblo, invocar actitudes milagreras e historias de ánimas y aparecidos, y estableciendo relaciones formales si a ello hubiera lugar. No era extraño que todo ello acabara siendo un jolgorio, y al igual que sucedía en las deshojas del maíz, los enamorados buscaban en la penumbra de los rincones el contacto...

“Las estancias” son una variación sobana de las jilas, que consistían en reunirse en una cabaña varios miembros de dos o tres familias. En algunas ocasiones, las mujeres se reunían en una cabaña diferente a la de los hombres. En estas estancias, a parte de jilar, corrían los refranes, los dichos, los cuentos, leyendas y romances y al final de la labor se solían prolongar con bailes tradicionales.